Un contrato y múltiples aplicaciones.

En el ajedrez la estrategia está relacionada con el análisis de posiciones y con el diseño de objetivos y tácticas a largo plazo para los futuros movimientos. Al momento del análisis, el jugador toma en cuenta el valor de las piezas en el tablero, la estructura de peones, la seguridad del rey y la posición y control de casillas estratégicas.

Existen ciertos elementos en común entre un ajedrecista y un emprendedor, tanto en lo que concierne a la necesidad de analizar y diseñar estrategias como en la importancia de una actitud flexible y creativa para poder alcanzar los objetivos.

Muchas veces, ciertas situaciones claves que se presentan ante el emprendedor se toman en cuenta de una manera parcial sin implementar una visión holística y como consecuencia las soluciones se debilitan al no formar parte de una estrategia integral.

Tomemos como ejemplo un emprendedor que quiere reconvertir o expandir su empresa, para lo cual necesita una inyección de capital recurriendo a distintos inversores. Como consecuencia se le presenta la necesidad de garantizar con el patrimonio distintos tipos de obligaciones. Al mismo tiempo se pregunta cómo proteger el patrimonio y eventualmente como planificar su distribución entre sus herederos.

Volviendo al ajedrecista, utilizando una visión global de la partida, todos esos fines, que no son independientes, sino que forman parte de una estrategia global, pueden ser objeto de un mismo contrato. La única herramienta legal que nos permite englobar los objetivos mencionados en nuestro ejemplo, optimizando recursos y brindando agilidad, es el fideicomiso.

Tenemos entonces un solo contrato con el cual el emprendedor tiene una plataforma legal sólida para reconvertir y / o expandir su empresa, garantizar las obligaciones, planificar el futuro de su familia y proteger el patrimonio, adelantándose a posibles situaciones que efectivamente puedan hacerse presentes en el contexto actual o futuro.

En lo relativo a la expansión de empresas es importante tener en cuenta que en toda Latinoamérica la regulación del fideicomiso es similar, por lo que dicha expansión internacional se facilita.

Así como un buen ajedrecista puede visualizar diferentes jugadas integrando las estrategias en un mismo partido, un buen emprendedor puede también adelantarse de una manera integral a diferentes situaciones y, de esta forma, optimizar su rendimiento.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s